3:26 pm 27/11 2009

Se concretó la “Jornada de No Violencia”

Informaci?n general, Politicas

por:

Se concretó en el Salón de Conferencias de OSDE, ubicado sobre Avenida 19 de Abril de esta ciudad, el acto durante el cual la Secretaria de Desarrollo Humano de la Municipalidad de San Salvador de Jujuy, Ada Galfré, desarrolló la “Jornada de No Violencia”, en la que calificados entendidos en la materia expusieron con notable crudeza la incidencia de la problemática.

En representación del Ejecutivo comunal, la titular del área, Lic. Ada Galfré tuvo a su cargo las palabras de bienvenida y las especiales circunstancias que giran en torno a la loable iniciativa, ya que en la fecha –precisamente- se recuerda el “Día de la No Violencia Familiar”, en homenaje a tantas víctimas que registra la sociedad en su conjunto, al imperio de un modelo de convivencia que se intenta erradicar en todas expresiones, sobre la base de concienzudos estudios y análisis de situación.

De cómo impactan estas situaciones en la comunidad, refirió la Lic Liliana Lowis, Coordinadora a cargo del Área Estudios de La Mujer y De Género de la Facultad de Humanidades de la Casa de Altos Estudios de Jujuy, mientras que la Lic María Inés Zigarán –Comunicadora Social, miembro de la Red PAR y docente de la Cátedra de Periodismo Gráfico de la Universidad Católica de Santiago Del Estero- aludió al rol de los medios de comunicación y la Violencia de Géneros, mientras que la Lic Galdfré incorporó a la mesa expositora, la “Construcción de Ciudadanía como una herramienta para la paridad de género e igualdad de oportunidades”.

Galfré hizo especial hincapié en la necesidad de explicar que las víctimas no siempre son mujeres, no conoce límite de edades y ni se expresa solo en determinados niveles sociales, aspecto que resume de algún modo la gravedad que encierra el tema en sí“.

“El entorno familiar también es el que sufre, en sí, los embates de la violencia, de manera pasiva los hijos, así como otros segmentos que fueron agregándose a lo largo de la historia hasta nuestros días, como las agresiones que se desprenden en el mismo noviazgo, al que habrá que analizarlo profesionalmente de manera profunda, decidida, y del que habrá que hacerse cargo para evitar males mayores en los adolescentes –con quienes es necesario trabajar a tiempo- y con todos los jóvenes naturalmente”, opinó.

Sostuvo que ya trascendieron algunas etapas y habrá que pensar hacia delante para insertar en la sociedad la tan mentada igualdad de oportunidades tanto para hombres como para las mujeres. “La Violencia Familiar se manifiesta de diferentes modos, no sólo la física donde se asienta una problemática de muchos años la había que demostrar con la exhibición de moretones la agresión física o que estaba al borde de la muerte ya que por el contrario no era considerada como violencia. Por suerte la ley 5.107 con visión integral de la Violencia Familiar, Ley Provincial en la que tuve el privilegio de trabajar, que considera todo hecho de agresión física, psicológica, moral y sexual en el ámbito de la convivencia familiar, sostiene y garantiza muchos aspectos que antes no era tenidos en cuenta, avanzó para luego detallar algunas de la facetas de mayor interés del aludido instrumento.

“Si un matrimonio que está separado y uno de ambos componentes viene y agrede a la otra, también es violencia. Si una mujer, en tal caso, es abusada por su ex pareja, estará incurso dentro del abuso sexual. Esta Ley también decidió hacer participar en forma integral en lo que es la violencia, a muchos hombres que son víctimas de agresión, mayormente psicológica que física, por parte de la mujer”, señaló.

Al ser consultada luego sobre dónde puede reclamar justicia la víctima, Galfré resaltó que la primera protectora es el instrumento legal de referencia que garantiza la denuncia y no la conocida exposición policial, que carece del necesario sustento legal para avanzar en el tema.

“El trámite para ejercer la correspondiente denuncia es gratuito. El juicio es sumarísimo, ágil y garantiza que sea el agresor el que debe irse de la casa, pero de ninguna manera la mujer con sus hijos, en caso de tratarse de violencia por parte del esposo, pareja. Garantiza que el propio estado establezca la cuestión de los alimentos diarios hasta tanto se dilucide la acción judicial en caso de que trabaje el victimario, sino el Estado asistirlo, que obliga y garantiza el tratamiento tanto de la víctima como al victimario, asignándole tareas comunitarias como penalidad, según el grado, la prisión y condición de los actos cometidos”.

En ese plano de consideraciones, surgió un hecho que se considera relevante y a todas luces oportuno ya que, en dicha Ley se potencia para que el estado proceda a la instalación y habilitación de denominados “Centros Integrales” en donde las víctimas puedan presentar las denuncias pertinentes, tales como en las seccionales de Policía, en la Municipalidad, Bustamante 84, en donde se practica un interesante trabajo interdisciplinario a través de obras sociales, abogados y psicólogos.

La Ley también refiere a que el Estado acuda de inmediato a las evaluaciones que correspondan a la denuncia, es decir en cuanto a los daños materiales y/o morales producidos durante el atropello.

Aclaró Galfré que también en los Tribunales podrán hacerse efectivas las denuncias correspondientes, para luego potenciar a manera de especial consideración que, en el municipio:”si no somos los únicos, somos uno de los pocos centros de tratamiento existentes. Tenemos derivaciones que vienen del Tribunal de Justicia y de la propia Provincia, cosa que es muy trascendente a partir de que con el castigo no alcanza. Lo que en estos casos hay que hacer es un tratamiento especializado para que las cuestiones sean resueltas y no se repitan.” opinó.

Finalmente, ante un interrogante planteado, respondió que las víctimas que no denuncian su caso, es porque integran un círculo que denominó “vicioso”, ya que en primera instancia siente que algo hizo para recibir el castigo. Esto es nada más y nada menos que un claro síntoma de la falta de autoestima en la persona agredida que consideró “muy profundo”.

“Luego de esto”, sintetizó, viene el reestablecimiento de vínculo, se repiten las agresiones tantas veces,    hasta que se fortalece la idea de hacer efectiva la denuncia, porque la víctima pudo recuperar su autoestima. “Lo que le decimos a las mujeres sujetas a derecho que nadie puede hacer uso de la fuerza por ninguna circunstancia en detrimento de otra persona sin que medie consentimiento de tal que es dueña de su propio cuerpo y de su vida. Por tanto, cualquier cosa que atente en contra de estos principios, son penados por ley”.

Al consumo en exceso de alcohol y drogas, se le adicionan otros componentes que potencian el avance del agresor sobre su víctima. Galfré opinó que esos factores van concatenados entre sí, aunque precisó que: “existen personas que son prescindentes del consumo de alcohol y drogas, pero que ejercen violencia.

Nosotros ofrecemos el servicio de prevención a través del Programa Paridad de Género e Igualdad de Oportunidades para el que se encuentran en plena etapa de ejercitación y preparación especializada 250 promotoras y promotores en donde se les enseña entre otras tantas situaciones, de cómo deben intervenir no sólo en los hechos de violencia sino en otras secuencias. Contamos también con un excelente equipo interdisciplinario que ejecuta el tratamiento integral en el ámbito de Salud Mental. El Primer Registro que exhibe la Provincia, lo tenemos nosotros. Han muchos casos denunciados, pero también habrá que preguntarse cuántos son silenciados.

Como se dieron tantos casos que provienen de la zona sur, estamos abocados a concretar la habilitación de un Centro de Atención Integral que se ubicará precisamente en ese sector que se ubicará en una vivienda FONAVI porque así lo exige la ley” concluyó.

Comentario